jump to navigation

Galápagos, Islas Encantadas noviembre 26, 2008

Posted by alarblog in Galapagos, Islas, Tortuga.
add a comment


No es novedad, Galápagos es un lugar fuera de la común, un paraíso perdido en medio del Pacífico, y nada de lo que aquí se puede ver o conocer lo podemos encontrar en otro sitio del planeta.

Estas islas reciben su nombre de las gigantes tortugas galápagos. El archipiélago yace a mil kilómetros de la costa del Ecuador en el Pacífico y nació hace alrededor de seis millones de años por actividad volcánica en el fondo del mar. Se conforma por 13 islas mayores volcánicas, 6 menores y más de 100 islotes, siendo el principal Parque Nacional del Ecuador.

El nombre oficial es “Archipiélago de Colón”. La primera carta de navegación de las islas la hizo un bucanero llamado Ambrose Cowley en 1684, en la que bautizó las islas con los nombres de sus amigos piratas y de personas de la nobleza inglesa que apoyaban la causa de los piratas.

En 1835, el naturalista británico Charles Darwin visitó las Islas y observó este “laboratorio viviente” que inspiró su teoría de la Evolución de las Especies. Muchos de los animales de Galápagos se desarrollaron como especies diferentes de aquellas del continente, y debido a que nunca asociaron al hombre como depredador, hoy no muestran ningún temor de la gente.

Es un lugar único, los animales no son los que conocemos ya que tienen un extraño mestizaje entre lo prehistórico y lo fabuloso, los colores hasta diría que son distintos también: el azul del cielo es otro azul, el turquesa de las aguas parece pintado, el rojo es “vivo” creado por la lava, el blanco y amarillo de las playas asemeja a una obra de mármol y oro… Además hay un contraste constante según para qué lado miremos, por dar un ejemplo me refiero a playas de aguas tranquilas para practicar buceo junto a los lobos marinos, o aguas bravas para los surfistas, y ni hablar de géiseres naturales que reparten agua a una gran altitud formados por las olas que se pasean por los túneles rocosos, o simplemente nombrar los desiertos de cactus versus playas de arena dorada, o un misterioso entorno con aludes de lava negra, y alguna que otra joyita como el segundo cráter mas grande del mundo que supera los diez kilómetros de diámetro.

Hay cuatro grandes regiones pobladas: Santa Cruz, Floreana, San Cristóbal e Isabela, y entre la gran variedad de fauna que podemos ver, se destacan: Tortuga Gigante o Galápago, Iguana terrestre, Iguana marina, Gaviota de lava, pinzones, Pingüino de Galápagos, cormorán, y burrito de las Galápagos.

Cada isla obviamente tiene su atractivo singular, caracterizado por su geografía y fauna que contiene, siendo las principales:

Santa Fe (aquí se destacan un bosque de cactus, los precipicios en la costa que dan hogar a gaviotas de cola bifurcada y pájaros tropicales, y la práctica de snorkel junto a los lobos marinos en aguas tranquilas)

Genovesa (también llamada “isla de los pájaros” está constituida por los restos de un gran cráter sumergido. El lugar ideal para observar a estas aves es una meseta llamada “El Barranco”.

Floreana (también llamada Santa María en referencia a una de las carabelas de Colón. Una de las primeras islas en ser habitadas. Se han escrito varios libros acerca de Floreana, entre ellos el más famoso “Floreana, lista de correos” de Margret Wittmer. Aquí está la famosa Post Office Bay (bahía de Correos), donde los piratas que navegaban el Pacífico usaban un barril para depositar las cartas a fin de ser recogidas y entregadas a sus destinatarios.

Baltra (donde se encuentra el principal aeropuerto de Galápagos, construido en la Segunda Guerra Mundial por la Marina de Estados Unidos a fin de controlar el Canal de Panamá. Aún se encuentran los cuarteles de los soldados. También existe un segundo aeropuerto que está fuera de servicio. Para destacar de esta isla, la flora desértica predominando la presencia de cactus.

Santa Cruz (Aquí está el mayor asentamiento humano del archipiélago, en el poblado de Puerto Ayora. También está La Estación Científica Charles Darwin -donde hay un centro de crianza de tortugas- y las oficinas centrales del Servicio del Parque Nacional. En la parte alta, poblada por tortugas, existen túneles de lava. Otro atractivo es Cerro Dragón por su laguna de flamencos. Tortuga Bay es una de las playas más famosas donde se practica snorkel y, contrastando, se practica surf en las olas de playa Mansa y playa Brava)

Rábida (isla de color rojo debido a la gran cantidad de hierro de la lava)

Bartolomé (aquí está el famoso Pináculo, la imagen más representativa del archipiélago)

Santiago (gran variedad de fauna, destacándose chivos y cerdos salvajes que fueron introducidos y causaron gran daño a la flora y fauna endémicas)

Isabela (la mayor isla del archipiélago, aquí se encuentra el volcán Wolf )

San Cristóbal (tiene el otro aeropuerto de la provincia, Puerto Baquerizo Moreno)

Además las siguientes islas por la variedad de fauna que poseen: Pinta, Darwin, Wolf, Fernandina, Seymour, Norte, Marchena, San Cristóbal, Plaza Sur y Pinzón.

Galápagos es ideal para el que busca un sitio sin igual, que lo deslumbre, lo rodee de misterio y le haga perder la noción del siglo en que se está viviendo.

Lunes Santo y El Señor de los Temblores noviembre 24, 2008

Posted by alarblog in Machu Picchu, Perú.
add a comment


Una de las once capillas de La Catedral de Cuzco, es la del Señor de los Temblores, con un retablo fascinante de estilo ecléctico labrado en madera de cedro y con yesería de hoja de oro y detalles en plata. Esta capilla venera al Patrón Jurado del Cuzco, el famoso Cristo Negro.

 

Cuenta la historia que en s. XVI, en la época de la colonia en el Perú, este Cristo fue regalado por el rey Carlos V de España buscando consolidar así la Ccnquista hecha por la espada e imponer su adoración (el “regalo” fue sólo el aporte monetario, ya que fue labrado usando una planta llamada maguey, utilizando una técnica cuzqueña llamada “T’eque”)

 

Luego a fines de 1650 un terremoto sacude la ciudad y la gente saca en procesión al Cristo que estaba olvidado en su altar, y ocurre que el movimiento sísmico se detuvo al instante. Fue colocado en la puerta de la Catedral mirando hacia la ciudad para frenar los constantes sacudones del sismo, generando una gran esperanza para la gente. Por este hecho se lo bautizó Señor de los Temblores y luego Patrón Jurado del Cuzco.

Desde entonces cada Lunes Santo es llevado sobre hombros, en una procesión a través de las hermosas calles principales del centro de la ciudad, tal como hacían los Incas al llevar las momias de sus ancestros.

Una multitud de creyentes acompaña. El peso de las andas es el peso de los pecados del que lo carga, y su rostro expresa cómo va a ser el año próximo; las ventanas de las casas se decoran con piezas finas de tapices aterciopelados dorados, telas y alfombras brillantes reservadas por las familias especialmente para este momento; se arrojan los pétalos morados de la flor del ñucchu, usada por los Incas  como un ofrecimiento a sus dioses paganos Kon y Wiracocha.  Estos pétalos, simbolizan la sangre de Cristo.

El clima se completa con petardos y cohetes estruendosos que opacan los cánticos y oraciones de la multitud. Como punto cúlmine se bendice a todos los fieles congregados en la plaza de Armas. Los espectadores puede apreciar el mestizaje de las religiones andinas y la Cristiandad, ya que se reúne a dos mundos diferentes, a dos sociedades diferentes.

Es imponente la imagen del Cristo, copiando las bruscas facciones de los indios, con un gesto facial grave, sombrío y con una tristeza extrema, con clavos de oro puro en sus manos y pies, incrustaciones de piedras preciosas. Lamentablemente hace 20 años robaron una corona de oro puro también adornada con piedras que pasaba kilo y medio, que ha sido remplazada por otra un tanto más liviana.

¿Pero por qué “Cristo Negro”? El detalle del matiz oscuro se dio por el humo de las velas e inciensos, que hacen de este Cristo algo sorprendente, lleno de historia y de un valor muy rico, una gran “pieza” de la escuela “cuzqueña”, que a diferencia del Cristo de los españoles que mira al cielo, éste mira al Tierra, a la Pachamama.

 

Las bellezas de Guayaquil noviembre 19, 2008

Posted by alarblog in Ancón, Ballenita, Guayaquil, Guayas, Malecón, Punta Blanco o Manglar Alto, Punta Carnero, Salinas.
add a comment


Puerto natural y la ciudad más grande de Ecuador, Guayaquil es una belleza tropical que se extiende a lo largo de la ribera del Río Guayas, a doce millas adentro del Golfo de Guayaquil.

Aquí se aprecia una atmósfera caribeña, con un clima oscilante entre 21º y 30º durante todo el año, muy distinto a lo que ocurre por ejemplo en la región andina de Ecuador.

Además se puede aprovechar la cercanía a varias playas muy bonitas, sea Playa Salinas, Punta Carnero, Ancón, Ballenita, Punta Blanco o Manglar Alto, entre otras.

Vale destacar que la prestigiosa Latin Trade reconoce a Guayaquil como la ciudad más destacada de América Latina en los rubros: “mejor hotel”, “mejor agencia de alquiler de autos”, “mejor agencia de viajes”, “mejor restaurante para ejecutivos” y “mejor salida de entretenimiento”.

Entre los principales atractivos que podemos visitar, están Malecón 2000, el Cerro de Santa Ana, Malecón del Salado, el Barrio las Peñas y el Puerto Santa Ana.

Malecón 2000 es de las obras más grandes de Guayaquil y considerada modelo a nivel mundial, proyecto de regeneración urbana con una extensión de unos 3 Km. donde se disfrutan los grandes monumentos de la historia de la ciudad, museos, fuentes, jardines, centros comerciales, bares, restaurantes, el primer cine IMAX de Ecuador, muelles o abordar embarcaciones para  entretenerse con paseos por el río Guayas de día o de noche.

El Cerro de Santa Ana se encuentra al pie del río Guayas donde se fundó la ciudad y junto al barrio Las Peñas, domina la planicie donde se levanta Guayaquil.

Tiene un mirador donde se observa toda la ciudad con una impresionante vista de la confluencia de los ríos que forman al Guayas.

Malecón del Salado es una gran obra con un complejo turístico comercial a orillas del brazo de mar conocido como Estero Salado, rodeado de jardines tropicales muy bonitos. Con este emprendimiento, se unen los 2 grandes proyecto de malecones de río y de brazo de mar, lo que permite al turista una hermosa visita a pie o en pequeñas embarcaciones, ideal para recorrer en familia.

Las Peñas es el barrio más antiguo de Guayaquil, y últimamente se ha transformado para pasar a ser de las principales atracciones de la ciudad.

Puerto Santa Ana: es un megaproyecto arquitectónico similar a Puerto Madero en Buenos Aires o al Coconut Walk de Miami; lugar residencial y potencial turístico con varios edificios con aire contemporáneo y departamentos lujosos.

Guayaquil es único, hermoso, de un paisaje agradable a la vista y con una sensación en el aire de estar en un sitio paradisíaco. Vale la pena conocer estas bellezas que brinda el Ecuador.